7/12/2010

Patologias de la voz

Laringitis aguda. Es la causa más frecuente de disfonía. Está asociada a infecciones respiratorias agudas y es autolimitada.
Laringitis crónica. Generalmente se relaciona con uno o varios irritantes: tabaco, ambientes laborales contaminados, infecciones respiratorias repetidas, tos prolongada, uso de medicación inhalada, etc. También puede deberse a reflujo faringo laríngeo, que produce laringitis posterior y en ocasiones granulomas de contacto. Esta es una lesión frecuente en el sexo masculino relacionada con el abuso vocal y con una incidencia máxima entre la tercera y la sexta década de la vida.

Hematoma de cuerda vocal: lesión que puede ser uni o bilateral. Ocurre por un sangrado, una acumulación de sangre en la capa superficial de la lámina propia de la cuerda vocal. Ello origina disfonía de presentación aguda auque algunas veces puede ser asintomático el cuadro. En las personas que son profesionales de la voz, debe tratarse con urgencia y tratamiento adecuado.


Lesiones benignas de las cuerdas vocales:
Edema de Reinke: producido por acumulo de material mucoide en el espacio de Reinke como resultado de irritación crónica e inflamación; es más frecuente en mujeres y se relaciona con el abuso de voz y el consumo de tabaco.
Nódulos vocales: resultado del abuso y mal uso de la voz y de factores psicológicos asociados. Otras causas en su etiología son: infecciones, alergias y reflujo. Suelen ser bilaterales


Pólipos: se relacionan con irritación crónica de las cuerdas vocales por tabaco, abuso de la voz o reflujo. Suelen ser unilaterales.


Ulcera de contacto/Granuloma: patología poco frecuente, producida por irritación crónica y formación de tejido de granulación en el tercio posterior de la cuerda vocal. Se observa en pacientes que realizan excesivo esfuerzo para hablar, con reflujo gastroesofágico e hiperacidez gástrica y tos crónica.  es bilateral, siendo más común en hombres de 40 a 60 años, que fuerzan su voz (consumidores de tabaco y alcohol). sintomas: molestias para tragar y hablar, sensación de cuerpo extraño, carraspeo para aclarar la voz y fatiga vocal. A veces dolor a nivel del cartílago tiroides y disfonía leve.


Disfunciones neurológicas. Múltiples enfermedades neurológicas pueden producir disfonía por disfunción o parálisis unilateral o bilateral de las cuerdas vocales que pueden relacionarse con: enfermedades malignas, iatrogenia quirúrgica, trauma, esclerosis múltiple, parálisis pseudobulbar, enfermedad de Parkinson, etc.Enfermedades sistémicas. La amiloidosis laríngea, las enfermedades autoinmunes con afectación articular (Artritis reumatoide, LES, Enfermedad de Sjögren) y el hipotiroidismo entre otras, pueden causar disfonía por diferentes mecanismos.
Lesiones malignas. El cáncer de laringe se relaciona con el consumo de tabaco (mayor exposición, mayor riesgo) y alcohol. Afecta más a loshombres.


TRAQUEOMALASIA: 
Es una debilidad y flacidez de las paredes de la tráquea, que está presente al nacer. Esta flexibilidad incrementada de la tráquea es debida a una disminución o atrofia de las fibras elásticas longitudinales de las paredes de la tráquea, lo que daña la integridad del cartílago y facilita el colapso de la tráquea. La traquea se estrecha con la espiración. La traqueomalacia puede afectar una pequeña porción de la tráquea o afectar a toda la tráquea.
Causas: puede ser congénita y adquirida                                                                                                 La traqueomalacia congénita o primaria es la forma mas frecuente y suele asociarse con la prematuridad, aunque puede observarse en niños a término. El cartílago de la tráquea no se ha desarrollado en forma apropiada. Las paredes de la tráquea son flácidas en lugar de ser rígidas. Debido a que la tráquea es la vía aérea principal, las dificultades respiratorias comienzan después del nacimiento.  La traqueomalacia congénita es muy común. La asociación mas frecuentemente encontrada en pacientes con traqueomalacia es la fístula traqueoesofágica.
La traqueomalacia secundaria, resulta de una degeneración del cartílago normal de la tráquea. Entre las causas asociadas: la intubación prolongadada.
Sintomas: no están presentes al nacimiento, pero se van instaurando de durante las primeras semanas de vida. Ruidos respiratorios que pueden cambiar con la posición y mejorar durante el sueño. Problemas respiratorios que empeoran al toser, llorar, alimentarse o por infecciones de las vías respiratorias altas. Respiración ruidosa y acelerada. La tos y el estridor espiratorio son habituales. En casos severos, cianosis e hiperextensión del cuello. 
Tratamiento: humidificación del aire inspirado, control de las infecciones de vías respiratorias altas con uso de antibióticos. En los casos mas severos la traqueostomia o la presión positiva en la vía aérea. En general, los síntomas de traqueomalacia mejoran a medida que el bebé crece. Rara vez, se necesita cirugía.
La traqueomalacia congénita generalmente desaparece por sí sola entre los 18 y 24 meses de edad. A medida que el cartílago de la tráquea se fortalece y la tráquea se desarrolla, las respiraciones ruidosas y las dificultades respiratorias cesan gradualmente. Las personas con traqueomalacia deben ser vigiladas cuidadosamente cuando tienen infecciones respiratorias.
Asociaciones:  la traqueomalacia pueden tener otras anomalías congénitas como defectos cardíacos, retraso en el desarrollo o reflujo gastroesofágico, neumonía por aspiración de alimentos.